Tarjetas de prepago: todas las ventajas de una tarjeta de crédito, pero sin deuda

Tarjetas de prepago: todas las ventajas de una tarjeta de crédito, pero sin deuda

Antes, si no tenías una tarjeta de crédito, todas las suscripciones a servicios online, como Spotify, Netflix o Amazon Prime estaban vetadas para ti. Lo mismo para compras en sitios internacionales, como Ebay o AliExpress. Eso, hasta la aparición de las tarjetas de prepago.

Lo mejor de dos mundos, reunido en un solo producto financiero. Eso es una tarjeta de prepago. Permiten realizar compras a través de sitios internacionales, incluso algunas están habilitadas para pagar en el extranjero, tal como una tarjeta de crédito tradicional; y al mismo tiempo, solo puedes gastar el dinero que cargues en ella, como una tarjeta de débito, sin riesgo de gastar de más, y de realizar compras compulsivas que pueden gatillar un sobre endeudamiento.

Las tarjetas de prepago son bien conocidas en el mundo, y en Chile se están haciendo populares desde 2019. Algunas entidades financieras ya ofrecen las suyas, y si continúan ganando atractivo entre los consumidores, es probable que pronto otras empresas se sumen con sus propias tarjetas.

Lo primero que se debe diferenciar, es que no es lo mismo una tarjeta de débito y una de prepago. Las tarjetas de débito permiten comprar con fondos que se encuentran en una cuenta vista o una cuenta corriente. El dinero se descuenta de ahí, y al acabarse, ya no se puede utilizar más, hasta que realices un abono en la cuenta de la que depende. Sin embargo, con una tarjeta de débito no se pueden realizar compras en el extranjero, en plataformas internacionales, o en servicios online.
Esta es la principal ventaja de una tarjeta de prepago, y si eres de los que prefieren mantener controlado lo que gastan en este tipo de productos y servicios, tal vez deberías considerar adquirir una.

Para elegir una tarjeta de prepago conveniente a tus necesidades, es importante averiguar si cuenta con las siguientes características:

1. Formato, digital o física: Las tarjetas de prepago pueden ser digitales (utilizas los datos de la tarjeta desde tu smartphone o tu pc); o físicas, como cualquier tarjeta. Si la que te interesa adquirir tiene ambos formatos, opta por la que más se acomode a tus necesidades.

2. Costo de apertura: Adquirir la tarjeta de prepago puede tener algún costo asociado. También puede darse el caso de que solo el formato físico tenga un precio, pero el digital sea gratuito. Acá la recomendación es cotizar entre las opciones del mercado, y elegir la que más se acomode a tu presupuesto, o simplemente optar por una sin costo.

3. Costo de mantención: Como muchos productos financieros, debes averiguar si la tarjeta de prepago que buscas tiene un costo de mantención mensual. Obviamente, si no tiene costo, es un gasto menos para ti. Sin embargo, algunas instituciones financieras diseñan promociones o condiciones a cumplir para eliminar los costos de mantención, como una cantidad determinada de dinero que debes depositar todos los meses, o un número mínimo de usos que debas darle.

4. Formas de abono: ¿Cómo prefieres cargar tu tarjeta de prepago? En este caso, entre más opciones tengas, será mucho más cómodo y versátil para ti. Algunas permiten solo transferencias electrónicas, otras aceptan depósitos, y hay las que admiten ambos mecanismos.

5. Alternativas de uso: Actualmente, las tarjetas de prepago no son aceptadas en todos los comercios, sin embargo, la cobertura de este producto está en franco aumento. Lo ideal es que la opción que elijas sea aceptada en los establecimientos de tu interés. Si solo quieres pagar tus suscripciones a servicios online, basta con eso. En cambio, si la quieres utilizar en tiendas físicas en Chile o el extranjero, tal vez debas considerar una tarjeta con más características. De todas formas, prefiere siempre tener solo una tarjeta de prepago que satisfaga tus necesidades, en vez varias para cada cosa que necesites, eso solo hará más complejo llevar el control de lo que cargas y gastas.

6. Límite de saldo y compra: Si la tarjeta de prepago tiene un límite de saldo y de compra, siempre tendrás controlado el monto que podrás utilizar. De esta forma, si lo que quieres comprar en una plataforma internacional equivale a $100.000, solo cargas esa cantidad y listo. Recuerda también que, en plataformas como Amazon, Ebay o AliExpress, los precios pueden estar representados en dólares, así que debes ser consiente del valor del tipo de cambio, y estar pendiente al precio del dólar, así sabrás cuándo te conviene comprar algo, y cuándo te podría salir más caro.

7. Nominativa, o al portador: Las tarjetas de prepago pueden ser de dos tipos, nominativas (a nombre de alguien y con el uso de una clave), o innominadas, lo que significa que podría usarla cualquier persona, igual que una giftcard. Actualmente las ofrecidas en Chile son principalmente nominativas, lo que proporciona mayor seguridad en caso de pérdida o robo. Si la extravía, podrás bloquearla y el saldo se traspasará a una nueva.

8. Giros en cajeros y transferencias: Si tienes saldo en tu tarjeta de prepago pero necesitas el dinero para otra cosa, o para comprar en un comercio que no acepta tarjetas, deberías poder tener la opción de recurrir a un giro en cajero automático. Lo mismo en el caso de una transferencia, para enviar dinero a otra cuenta si es necesario. No todas las tarjetas ofrecen estas alternativas, así que, si las consideras necesarias, averigua antes de elegir.
Si te decides por adquirir y utilizar una tarjeta de prepago, considera estos ocho puntos para poder comparar las alternativas que ofrece el mercado, y así elegir la que más te convenga de acuerdo a tus necesidades.

En sanodelucas.cl te ayudamos a que puedas tomar las decisiones financieras más convenientes para tu presupuesto. Verás que, siendo organizado, y manteniendo una buena disciplina en tus finanzas, podrás mejorar tu salud financiera.

¿Cómo planificar y organizar tus finanzas en periodo de incertidumbre financiera?
Organiza tus finanzas personales con las siguientes recomendaciones

Financiamiento
Leer todo el artículo

¿Te ha resultado útil?